La Red Pediátrica Widex se extiende y cuenta ya con 40 centros

IMATGE_PROTOCOLO_PUBLI_GACETA

Widex

13/11/2015

La idea base de la filosofía de la Red Pediátrica Widex es que el niño hipoacúsico merece que todos los profesionales que tienen que ver con su desarrollo trabajen de manera armónica. Por eso Widex se coordina con logopedas, médicos ORL y docentes. Fruto de esta voluntad de colaborar son las jornadas pediátricas que Widex está organizando a lo largo y ancho de la geografía nacional y que este año han recalado en Málaga, Valencia, Madrid y Santiago.

Se trata de jornadas orientadas al trabajo multidisciplinar como método para abordar la pérdida de audición del niño de una manera integral. El objetivo es concienciar a padres y profesionales de que la audición es un elemento fundamental para la adquisición y el desarrollo del lenguaje oral y, por tanto, para los aprendizajes y el desarrollo global del niño.

Por ello los centros pediátricos de Widex trabajan bajo un protocolo de actuación basado en la experiencia de más de 30 años que atesoran algunos de nuestros centros pediátricos de referencia como son los de Madrid, Málaga, Valladolid o Valencia. Según este protocolo, los centros realizan un estudio audiológico completo basado en pruebas específicas para la población pediátrica que determinan el grado de pérdida de audición y ayudan a definir cuál es el tipo de ayuda auditiva más adecuado para cada niño. El centro auditivo, además, nunca trabaja solo, sino que recibe el apoyo del equipo pediátrico de Widex siempre que lo necesite.

Los audífonos que posteriormente se le adaptarán al niño deben ser capaces de facilitar la escucha en todos los ambientes puesto que las necesidades auditivas del niño son muy elevadas.  Deben ofrecer, por lo tanto, las máximas prestaciones y facilitar el acceso a todos los sonidos del espectro del habla. Es lo que Widex consigue con la alta tecnología de los audífonos potentes y superpotentes que adapta a los niños, como el Fusion, el Fashion, el Fashion Power y el Super. También con el Baby 440, que convirtió a Widex en el primer fabricante del mundo en lanzar un audífono específico para bebés.

El seguimiento del niño adaptado es una etapa fundamental en el proceso de atención al niño hipoacúsico. Por eso los centros auditivos cuidan de manera especial el calendario de visitas  lo personalizan a cada niño  en función de la edad, de la pérdida auditiva, del grado de desarrollo del lenguaje que vaya adquiriendo y de las pautas que marque el resto de profesionales implicados en el proceso.

 

 

ACEPTO
En Widex usamos cookies propias y de terceros para el funcionamiento de la web, mostrar contenido multimedia, crear estadísticas de uso para luego mostrar publicidad. Consulta nuestra política de cookies, ya que si continuas la navegación consientes tácitamente su uso.